El Tancat de la Pipa registra cifras históricas de parejas nidificantes de acuáticas

La focha común, con 30 parejas reproductoras, ha registrado la mayor cifra desde que se hace un seguimiento de las aves en La Pipa, mientras que el pato colorado, con 19 parejas, iguala el máximo alcanzado para esta ave en 2010. Ambas especies son indicadoras de buena calidad del agua, gran cobertura de vegetación sumergida y abundancia de invertebrados acuáticos.

Hay que subrayar, además, que en esta Reserva Ornitológica gestionada por SEO/BirdLife han criado las únicas parejas de ánade friso y cuchara europeo de toda l’Albufera, siendo también unos de los pocos ejemplares que se han reproducido en toda la Comunitat Valenciana.

 

Un total de 84 parejas de 11 especies diferentes de aves acuáticas han nidificado en El Tancat de La Pipa, dentro de l`Albufera de Valencia. Unas cifras que reflejan el papel crucial de este humedal artificial para la conservación de la biodiversidad dentro del parque natural.

Entre los meses de marzo a julio, técnicos de SEO/BirdLife han llevado a cabo un intenso seguimiento de las de las aves acuáticas nidificantes en el humedal con el fin de averiguar el número de parejas, su distribución y cómo de exitosa ha sido la temporada en esta Reserva Ornitológica de 40 hectáreas, ubicada en la orilla norte de la laguna de l’Albufera, propiedad de la Confederación Hidrográfica del Júcar y gestionada por SEO/BirdLife y Acció Ecologista-Agró mediante acuerdos de custodia del territorio con la citada administración.

 

Registros históricos

“Durante la presente temporada de cría, un total de 84 parejas de 11 especies diferentes de aves acuáticas han nidificado en la reserva. De ellas, cuatro especies presentan requerimientos ecológicos basados en la disponibilidad de agua de buena calidad, una buena cobertura de vegetación sumergida y abundantes invertebrados acuáticos. Se trata sobre todo del pato colorado, el ánade friso, el cuchara europeo y la focha común, junto a otras aves, cuya presencia es un indicador del buen estado de conservación de este humedal”, ha explicado Anna Valentín, técnica de la delegación de SEO/BirdLife en Valencia.

 

Pollo de focha común en el Tancat de la Pipa ©Pablo Vera

 

En el caso del pato colorado, las 19 parejas distribuidas por la reserva duplican la cifra de 2019, y suponen el máximo histórico tras la creación de este espacio en 2009. Destacan también los registros máximos de parejas nidificantes de focha común y de zampullín chico, con 30 y 13 parejas, respectivamente. Para estas especies, el Tancat de la Pipa supone la localidad con mayor número y densidad de parejas de todo el parque natural. “Para el ánade friso y el cuchara europeo, de igual manera, han supuesto ser las únicas parejas nidificantes en l’Albufera, y unas de las muy pocas registradas en toda la Comunitat Valenciana. Todos estos datos reflejan, de nuevo, el papel que este humedal artificial tiene como santuario de aves que requieren aguas de buena calidad, y como punto caliente de biodiversidad en l’Albufera”, ha subrayado Valentín.

Las razones que subyacen a estos resultados se relacionan con dos factores principales: el desarrollo de la reproducción siguiendo los ciclos naturales de las especies y el desarrollo de praderas de vegetación sumergida. En l’Albufera, los períodos de reproducción se ven influenciados por el estado de los arrozales, encontrándose secos hasta que reciben la inundación a final de mayo. En consecuencia y ante la falta de alimento, las aves acuáticas retrasan su nidificación más de un mes con respecto a la nidificación en ambientes naturales, viéndose limitadas a apenas el mes de junio.

En el Tancat de la Pipa, sin embargo, las fechas de reproducción han sido las propias de ambientes naturales, donde a finales de abril y principios de mayo se empezaron a observar los primeros pollitos de focha común, finalizando en junio, dando tiempo a que las aves acuáticas puedan criar en un rango temporal amplio. A ello se suma una mayor disponibilidad de alimento gracias a un aumento de la cobertura de la vegetación acuática sumergida y a las elevadas densidades de pulga de agua, como alimento, en toda la reserva hasta principios de verano”, ha matizado Anna Valentín, quien ha colaborado en los seguimientos y censos de aves.

 

Panorámica del Tancat de la Pipa, en l´Albufera de Valencia ©Pablo Vera-SEO/BirdLife

 

Modelo de humedal bien gestionado

El Tancat de la Pipa es un enclave en el que desde 2009 se ha desarrollado un proyecto piloto de recuperación de calidad del agua y biodiversidad, que ha permitido recuperar y mejorar las poblaciones de algunas aves acuáticas de interés a nivel regional, mediante la presencia de ambientes con inundación permanente y la recuperación de vegetación sumergida. A su vez, otros grupos faunísticos se benefician de la restauración y recuperación de hábitats palustres de inundación permanente y con buena calidad del agua. Así mismo, desde marzo de 2019 forma parte de la red de Reservas Ornitológicas de SEO/BirdLife por su importancia para la nidificación de especies de interés como el pato colorado o el carricerín real, además de ser clave para la migración e invernada de especies amenazadas como el avetoro.

 

Related Posts
Aves relacionadas con la noticia
X
HAZTE SOCIO
X